Skip to content

Chiclana: del butrón y otras fechorías

18 junio 2007

Chiclana de no es Leganés. Quiero decir que muy probablemente en el pacto a cuatro, formalizado por el PP, IU, PA y PSA, en la emprendedora ciudad de la bahía gaditana no hay más motivaciones que el enfrentamiento personal del candidato de IU con el del PSOE, además de una traición a la formación política que representaba o la estúpida idea de hacer políticas de izquierdas entregando la alcaldía al Partido Popular. En Leganés la presencia de Aguirre, en la que se preveía toma de posesión de un alcalde socialista, nos podrá parecer un acto angelical de la Presidenta madrileña o la representación tardía de otro tamayazo, en cualquier caso la suya es una presencia para la sospecha.

El pacto de izquierdas entre PSOE e IU formalizado en Andalucía ha tenido sus incumplimientos. En Cádiz hay dos ejemplos muy significativos; mientras que la candidata socialista en Puerto Real renunciaba a los votos de los andalucistas para no arrebatar la alcaldía a IU, los ediles de esta formación en Chiclana se aliaban con el PP y el resto de grupos derechistas con representación municipal para hacer un auténtico agujero en el pacto suscrito entre las formaciones de izquierda y sustraer la alcaldía, en este caso, al PSOE. El robo realizado por este procedimiento se conoce como butrón y curiosamentre Butrón es el apellido de un antiguo militante, expulsado de las Juventudes Socialistas, que ha encabezado la lista de Izquierda Unida y que ha birlado la alcaldía a la izquierda rompiendo lo pactado. Alguien decía que la venganza es un plato que se sirve frío, y así parece en este caso cuando los ediles de IU han optado por entregar la alcaldía al Partido Popular rompiendo lo firmado entre IU y PSOE. Ahora al frente del consistorio estará el PP y Ernesto Marín, el de las gitanas de plástico para encima del televisor y el de las denuncias por emplear a trabajadoras sin contrato.

Si la Dirección provincial de IU cumple con sus anuncios el PP gobernará Chiclana apoyado en tránsfugas y como ya me veo la campaña publicitaria y de atontamiento que emprenderá la derecha político-mediática ante la flagrante ruptura del Pacto contra el Transfuguismo, recurro a la definición que de tránsfuga recoge el Diccionario de la Lengua Española de la RAE: persona que con un cargo público no abandona este al separarse del partido que lo presentó como candidato.

Para otra ocasión dejo la operación rapiña;  todo un síntoma de la obsesión pepera y sus satélites contra el PSOE

Anuncios
15 comentarios leave one →
  1. elmenda permalink
    19 junio 2007 1:45 am

    Hay que ver qué fechoría no apoyar siempre al PSOE… si es que los tendrían que encarcelar a todos, o echarlos del país o algo… ¿cómo no se han dado cuenta de que en el PSOE está la verdad y la bondad absolutas, que los socialistas son el zen de la democracia?

    Va a ser lo mismo que la gente que se gana la vida haciendo muñecas para poner encima del televisor, hombre, por Dios, las muñecas para encima del televisor son lo peor que se ha inventado nunca, el mal absoluto, el cáncer de nuestro sistema… ¿cómo se le ocurre a alguien montar una empresa nada menos que para hacer gitanas de plástico? A alguien que se gana la vida así, y encima no es del PSOE, hay que exterminarlo, hombre… Además, deberíamos prohibir las gitanas de plástico, son intrínsecamente negativas para nuestra sociedad…

  2. Júcaro permalink*
    19 junio 2007 8:15 am

    La cuestión no es negar el apoyo al PSOE sino que los concejales de IU rompiendo todos los acuerdos firmados, lo incumplan y prefieran entregar la alcaldía a la derecha. Que los partidos de derecha se unan es algo lógico y normal pero que alguien que representa a la izquierda lo haga me parece incomprensible e irracional. Las fechorías son el incumplimiento de lo pactado, la desobediencia a la organización de IU y por parte del PP, si se confirmara lo previsto, el gobernar con tránsfugas e incumplir el pacto contra el transfugismo, ¿le paree poco?

    El Sr. Marín es conocido por su empresa de muñecas eso no es ni ofensivo ni peyorativo, simplemente una realidad. Hasta la fecha Marín era el de las muñecas, ahora además se le conocerá por ser alcalde de Chiclana pero hasta la fecha sólo por eso. Nada que objetar a su iniciativa emprendedora otra cuestión son las denuncias por emplear a trabajadoras sin contrato.

  3. elmenda permalink
    19 junio 2007 8:47 am

    La gente habla de la distinción entre la izquierda y la derecha como si fuera la única cosa importante en política. La izquierda y la derecha hoy día no son tan importantes, y menos en el ámbito local. Es más importante la actitud ante los ciudadanos, el talante democrático y los proyectos que se tengan para una ciudad. Además IU de Chiclana siempre ha dicho que no pactaría con el PSOE, desde muuuuucho antes de la campaña electoral, y Valderas lo apoyaba, venía a Chiclana y decía que era como Marbella. Luego va Valderas y firma un pacto con el PSOE para apoyarse en todos lados, desoyendo a las asambleas locales, y obliga a todos a cumplirlo. ¿Quién es el que incumple aquí? ¿Quién es el que traiciona?

    Otra de las preguntas que nos hacemos muchos: ¿Por qué IU, en Andalucía, no se presentó de primeras con el PSOE y nos hubiéramos ahorrado la firma del pacto, los incumplimientos del pacto, las imposiciones desde arriba y las acusaciones de traición?

    Además los concejales de IU en Chiclana no serían tránsfugas, porque tránsfugas, según la definición que has dado, son los que se van de un partido, no los que son expulsados, y a Butrón lo van a expulsar, por cierto después de haber conseguido para IU los mejores resultados en Chiclana en mucho tiempo.

    Evidentemente, que Marín tenga una empresa de muñecas es una realidad. Es el tono lo que denota poco respeto (tanto tuyo, como de Alberto, como de Náufrago, que lo habéis utilizado). Como la gente que habla del Presidente del Gobierno llamándolo “Zetapé”. A la gente se la puede criticar, pero hagámoslo con respeto, con educación. Yo entiendo que seáis socialistas (creo que es evidente leyendo tu blog) y no os guste Marín porque es popular, pero hablemos con respeto y educación.

    Lo de las trabajadoras sin contrato sí que me parece una jugada sucia. Todo el mundo en Chiclana sabe que había gente que hacía muñecas a Marín a cambio de que Marín le diese un dinero por cada muñeca. Esta gente no tenía ninguna vinculación con la empresa, hacían las muñecas, Marín les pagaba por cada muñeca (es decir por el producto, no por el trabajo) y ya está. Por tanto no se puede hablar de “trabajadoras sin contrato”, más bien podríamos llamarlas “autónomas sin contrato”, porque actuaban como proveedores, no como empleadas de la empresa. Todo el mundo sabía eso en Chiclana, y los ayuntamientos del PSOE no por eso han dejado de hacerle homenajes y homenajes como empresario ejemplar, hasta que se ha presentado como candidato del PP, y entonces UGT (que no sabemos a qué partido está vinculada ni con qué partido comparte sede) hizo esa denuncia y la gente del PSOE lo acusó de explotador, nada menos.

    Pero claro, es muy fácil acusar, y siempre queda algo.

    Un saludo.

  4. elmenda permalink
    19 junio 2007 8:51 am

    Joé, qué comentario más largo me ha salío…

    Por cierto, que en 1979 el PSOE pactó en Chiclana con el alcalde franquista que había antes, y entonces llamó al pacto “por la gobernabilidad”. Pero el de ahora es “anti natura”.

    Un saludo (y prometo moderar el tamaño del comentario la próxima vez jejeje).

  5. 19 junio 2007 9:28 am

    Elmenda, suspenso en Derecho del Trabajo. En la producción de muñecas hay una relación laboral irregular y antiestatutaria. Si no le gusta mande a las Cortes una petición de reforma del Estatuto de los Trabajadores, mientras tanto la realidad jurídica es la que es y a la Ley estamos sometidos todos, incluso el PP que tanto hace por librarse de ella.

  6. elmenda permalink
    19 junio 2007 9:55 am

    Nunca me matriculé, jejeje. Pero tampoco me has explicado por qué es una relación laboral irregular o antiestatutaria. Dime dónde lo pone y así todos sabemos mejor de qué estamos hablando, que aprender es bueno. Pero, así, como dogma de fe, pues tampoco me sirve de mucho.

    De todas formas lo que he querido hacer no es una exposición basada en el Drecho del Trabajo, sino de cómo algo que puede ser (y que seguramente sea, no digo yo que no) una relación de trabajo irregular no tiene por qué ser una explotación de personas. Y de cómo todos han hecho la vista gorda hasta que han visto una oportunidad electoral, y de cómo entonces han ido a la yugular de Marín.

  7. 19 junio 2007 3:10 pm

    Siento no compartir tu opinión en este caso. En mi criterio, para entender la política local hay que tener en cuenta otras variables, más pegadas al terreno de la realidad que al de lo políticamente correcto. Este mismo comentario se lo hice hace unos días a Ramón Cotarelo (catedrático de ciencia política), que sostenía algo parecido a lo tuyo. Es sabido que en los pueblos hay una dinámica diferente de la lógica de las ejecutivas federales de los partidos. En los pueblos hay relaciones personales y políticas que desde la capital no se entienden. En una comunidad más pequeña las gentes se odian, se aman, están emparentados, enfrentados, hay rencillas históricas y cotidianas, hay filias y fobias insuperables, hay cantidad de factores que hacen que uno del psoe vote al pp, y viceversa, que el pp vote a erc o a icv, que iu consiga la alcaldía sin pactos pero con el voto de falange, que el psoe llegue a la alcaldía pero sin pactos con el voto de anv y así ad infinitum.
    ¿No te parece?

    Por cierto, que la respuesta que me dio Cotarelo a mi comentario fue la siguiente:

    Pierre Miró: no se me enfade, hombre. Ese aspecto que Vd. señala se daba ya por descontado en el primer “post” sobre ayuntamientos democráticos, al advertir que cada pueblo es “un mundo” en el que no tienen por qué repetirse las líneas de la política nacional ni la autonómica. Y en este “post” se insiste en ello.

  8. 19 junio 2007 5:30 pm

    Elmenda; siguiendo su propia argumentación habría que preguntarse, ¿por qué toda la oposición, de la anterior corporación, no se presentó en una misma candidatura de tal manera que se hubieran ahorrado el espectáculo posterior de los ediles que representaban a IU pactando a espalda de su organización para colocar al frente de la alcaldía al PP?
    Lo de la vinculación laboral entre trabajadoras y empresario, de su propia explicación se deduce una conducta que merece rechazo y que, en cualquier caso, si las denuncias prosiguen su curso, serán los tribunales los delimiten las responsabilidades jurídicas.
    En otro orden de cosas, gracias por entender que algunos seamos socialistas y por favor en la expresión “el de las muñecas” no vea una expresión peyorativa, ni se pretendía ni pienso que se pueda del post. En la provincia de Cádiz si se pregunta por Marín de Chiclana siempre se escucha la misma aclaración: ¡Si, el de las muñecas! Lo que si resulta más peyorativo y ofensivo es ese juego miserable de insertar en la marca electoral de Zapatero, ZP, el nombre de la banda terrorista.
    En cuanto a que guste Marín o deje de gustar no es la cuestión, todo estriba en que alguien parapetado tras las siglas de IU apoye al PP en contra de la formación política izquierdista y de espalda a los acuerdos firmados entre ambas formaciones. En la localidad de San Fernando el PSOE ha perdido la alcaldía siendo la más votada pero el pacto particularmente lo entiendo como natural; dos formaciones de la derecha política, PA y PP, se han unido para formar gobierno. Nada que objetar y además no rompen ningún acuerdo.

  9. Júcaro permalink*
    19 junio 2007 6:01 pm

    Pierre Miró; pienso que no discrepamos tanto como supones. Hablas de la política local y con gran sensatez consideras esas variables que resultan inevitables. Ya en el post diferenciaba el caso de Chiclana al de Leganés en virtud principalmente de la animadversión personal entre los candidatos chiclaneros.
    Tu comentario me hace recordar lo que hice en las pasadas elecciones del 27 de marzo.
    Entonces <a href=”https://14deabril.wordpress.com/2007/05/26/mi-voto-puede-esperar/ ” rel=”nofollow”>voté en blanco</a> porque no quería utilizar mi voto para engrandecer el ego del candidato socialista, porque su proyecto ya no concordaba con mi opinión sobre la localidad y porque tras una conversación personal con el candidato de IU era consciente que éste apoyaría, llegado el caso, al candidato del PP.
    En este caso que nos ocupa, es cierto que el candidato de IU siempre se expresó contrario a dar su apoyo al PSOE, pero ocultó que votaría al PP y que exigiría la concejalía que ya debes suponer.
    Por cierto unas preguntas que dejo en el aire, los enfrentamientos personales entre candidatos ¿deben prevalecer sobre los pactos y acuerdos de las formaciones políticas?, ¿un pueblo debe estar gobernado en virtud de las relaciones personales o en razón de otros intereses? Ya se que la realidad es la que es pero, ¿debe ser así?

  10. elmenda permalink
    19 junio 2007 6:07 pm

    La pregunta tiene muy fácil respuesta: porque estamos hablando de una sola población, donde el resultado puede ser cualquiera. Cuando se habla de un pacto a nivel andaluz, se sabe a priori que van a haber localidades donde se van a necesitar y localidades en las que no. De todas formas, a mi modo de ver el sistema ideal sería el de segunda vuelta: por ejemplo, que sólo quedaran Román y Marín. Luego IU de Chiclana, por ejemplo, dice que apoya a Marín y ya luego sus electores verán. Lo que pasa es que nadie quiere echar mano al tema este de las leyes electorales.

    A mí no me merece especial rechazo esa conducta, por muy ilegal que pueda ser, que repito que no digo ni que lo sea ni que no porque no soy especialista en derecho, ni mucho menos. Y no me merece especial rechazo porque gracias a esa conducta mucha gente comió en Chiclana en los tiempos en los que a la gente le era difícil encontrar un trozo de pan que llevarse a la boca. Aunque bien es cierto que esto era algo heredado de lo que hacía su padre (Pepe Marín) y que, con el paso del tiempo, debían haber revisado para no incurrir en ilegalidad, si es que lo es. Pero no se puede hablar de explotación ni nada parecido, porque esas mujeres no estaban obligadas a llevarles muñecas, lo hacían porque querían.

    En cuanto a lo de “el de las muñecas”, sí, o “el de las muñecas de gitana”, pero el resto *da la impresión* de que es peyorativo. Aparte de eso, estamos de acuerdo en que es lamentable lo de unir Zapatero y ETA; u otras lindezas que, por ejemplo, suelta por la boca un locutor de todos conocido que tiene un programa por las mañanas en una emisora que siento profundamente que sea así siendo de quien es.

    Yo lo que veo grave no es que alguien de IU apoye al PP, sino que una formación como IU, que aboga por la descentralización del Estado, firme en Sevilla unos acuerdos que todas las formaciones locales de Andalucía tienen que cumplir sin tener en cuenta la situación particular de cada Ayuntamiento.

    ¿El PA es de izquierdas o de derechas? Porque en la web del PSOE de Chiclana se habla del PA como formación de izquierdas, y en la web del PA se habla de “progresistas” (palabra que siempre me ha parecido un poco engañosa, pero bueno).

    Un saludo.

  11. 19 junio 2007 6:56 pm

    Poco importa que yo piense que, en condiciones normales, debiera ser así. Lo que yo digo es que en comunidades pequeñas (y la situación se reproduce una y otra vez elección tras elección) tienen más peso las interrelaciones entre sus miembros que las directrices que emanan de ejecutivas, muy a menudo totalmente despegadas de la realidad local. Es más, los acuerdos de las cúpulas deberían tener la suficiente flexibilidad a la hora de “dictar” la política de alianzas. Y ya, con los famosos 30 años de democracia, deberían haber aprendido.
    Mucha salú.

  12. 19 junio 2007 7:04 pm

    Lo que más me gusta es cómo el PP encuentra siempre explicación a este tipo de casos o a gobernar en Canarias, por poner un ejemplo más. En cambio, si el PSOE pacta en Galicia o en Navarra es una “traición” a las urnas. Muy bien lo de tener siempre razón. ¡Qué fácil es la política así!

  13. elmenda permalink
    19 junio 2007 7:16 pm

    Yo lo hago extensivo a todos los partidos, porque al PSOE le pasa lo mismo: en Chiclana y en Canarias dice que hay una traición a las urnas y, sin embargo, en Galicia o en Navarra lo ven perfecto. En todos los sitios cuecen habas.

  14. PARA ELMENDA SAYS permalink
    13 agosto 2007 12:16 am

    ¿Y tú como ves que después de dos meses de coger el señor Marín el bastón de la ciaudad de Chiclana coga las vacaciones para el Caribe en un crucero y deje a la ciudad en un verano intenso de trabajo sabiendo que el segundo, Butrón, está de vacaciones y teniendo que quedar como Alcalde accdt. el tercero?

Trackbacks

  1. La secta satánica de Chiclana (I)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: