Skip to content

A González Pons & Cía

9 febrero 2009

D. Esteban: Me enterneció el titular, lo reconozco.  Eso de que “cuatro chorizos no son el PP”, me recordó aquellos tiempos en los que, para los socialistas de base, nos resultaba humillante escuchar las noticias o abrir cualquier periódico. Por cuatro, nos median a todos. Aquello además de insoportable era injusto. He sentido, por un momento, cierta complicidad con sus palabras sobre la honradez y el trabajo diario de los muchos militantes honestos que deben quedar en su organización.

Son días duros para los del Partido Popular a pesar de contar con una prensa que minimiza los casos que os afectan con la misma alegría que magnifican aquellos que implican a los demás. En todo caso, es cierto que la última semana es una sucesión de noticias que afectan a la credibilidad y buen nombre de aquellos que hace algún tiempo presumían ser incompatibles con la corrupción. 

Que la cosa pinta mal para el PP, parece algo incuestionable a estas alturas.  De una parte, los espías cutres de Madrid y la comisión de investigación, cuyo dictamen ya es conocido; de otra,  el liberalismo de Bobadilla del Monte. Entre una y otra ya se sabe de un rosario interminable de eslabones corruptos que conforman una cadena larga y pesada que lastra al PP.   

Estaba en las complicidades que le referí al principio del post, cuando leo que usted, al igual que la señora Cospedal será cuestión del argumentario para levantar cortinas de humo, desbarra gratuitamente al manifestar que tiene la sensación de que el PSOE está empleando a la Fiscalía Anticorrupción y a la policía para eliminar el PP. Usted debe saber la procedencia de los espías y de las denuncias. No señor González Pons, no es cuestión de sensaciones sino de datos y pruebas.

Señor Esteban González Pons, lo que usted insinúa y afirma la señora Cospedal es de tal gravedad que sólo deberíais tener dos opciones: o demostrar con pruebas irrefutables que lo que imputáis es cierto o dimitir. Si por engañar a Hacienda dimite un candidato; por acusar sin pruebas, también.

Anuncios
8 comentarios leave one →
  1. 9 febrero 2009 7:04 pm

    Pues sí, amigo Júcaro, este tipo con modales finos, pinta de moderno, alejado estéticamente de los Acebeszaplanapujaltes, es un bobo redomado, al igual que la Cospedal. Ahora resulta que la culpa es del PSOE. ¡Qué elementos!
    No hay remedio, ellos son así.

    Salud y República

  2. 9 febrero 2009 9:12 pm

    Estos individuos desconocen el verdadero funcionamiento de la Policía y de parte de la Justicia. Tengo familiares policías y ellos actúan según sus criterios profesionales; no se dejan llevar por lo que digan los unos o los otros.

    Una excepción: los mismos policías que han utilizado para “espiar” en Madrid, son los mismos que han pasado todos los informes a la prensa. Totalmente de acuerdo con Pepe Blanco.

    La Justicia es otra cuestión. Sabemos que hay jueces mediáticos que “trabajan” en función de las circunstancias que más les favorecen. Y no me refiero a Garzón.

    Por cierto, ¿ dónde está la dimisión del alcalde de Boadilla ?
    A Rajoy le crecen los enanos a pasos agigantados.

    Saludos y un abrazo. Toni Sagrel.

  3. Júcaro permalink*
    9 febrero 2009 10:37 pm

    A Rafa y Toni; los acontecimientos son de tal claridad y el espectáculo tan edificante que Cospedal y González Pons, entre otros, deberian rectificar de inmediato y dejar la política a continuación. Mentir a sabiendas de que se miente no debería estar tolerado. Resulta que ellos tienen a los espias y a los denunciantes en su propia organización y, en el colmo del cinismo, pretenden distraer al personal haciéndose las víctimas estilo alcalde pepero de Alhaurín.

  4. 10 febrero 2009 12:30 am

    De todas maneras todo esto no es un asunto de un presente negro del Partido Popular, esto viene ya de largo. El partido que ganó unas elecciones en 1996 presentándose como abanderado de llimpiar España de corruptos traía un largo historial a sus espaldas y, sin embargo, los españoles los creímos. ¿Por qué iba a ser distinto ahora?

  5. Júcaro permalink*
    10 febrero 2009 8:26 am

    Juan, más que creerles lo que sucedió fue que ante el espectáculo del socialismo muchos españoles tuvieron la necesidad de aplicar un poco de asepsia. Luego vino la mejora de la stución económica y las mayorías absolutas aplastantes en Madrid y Valencia. A propósito, ¿se dan muchos casos de corrupción cuando no hay mayorías absolutas? ¿Será aquello de, la cnfianza ciega al hombre?

    Un saludo.

  6. 10 febrero 2009 1:57 pm

    En realidad, es lo de siempre. Por un lado, el PP atraviesa por el típico síndrome del vacío de poder. Todo partido que está en la oposición termina por devorarse a sí mismo con una visceralidad monstruosa.

    Por otro, los que quedan con parcelas de poder o de Gobierno en el PP, hacen lo que saben. La experiencia balear me hace ver con ironía lo que está ocurriendo en Madrid. Todavía no han llegado ni al 10 por ciento del nivel de corrupción al que llegaron aquí. ¡Aprendices!

  7. 10 febrero 2009 9:07 pm

    Es que eso de dimitir por acusar sin pruebas es algo que no va con ellos. Ejemplos hubo varios en la legislatura pasada (lo que hicieron con el 11-M y la investigación fue repugnante, las acusaciones de rendición a los terroristas una vergüenza incalificable…) y en esta, como ya no saben a qué acudir, se dedican a echar balones fuera y a culpar a los demás de lo que ocurre en su partido. Que miren bien de dónde salen esas filtraciones y me explico: ayer anunciaron la dimisión del alcalde de Boadilla cuando todavía no estaba imputado, del ex alcalde de Valdemoro (cuando aún no estaba imputado) y hoy aparecen imputados los dos. ¿Cómo sabía el PP que los iban a imputar? Esperanza Aguirre, para rematarla, va pidiendo dimisiones para después hablar de inocencia de los dimitidos, de que lo hacen por generosidad (no sé si reírme o llorar ante tanta “generosidad”) hacia el partido para no perjudicarle… No sé pero esto de dimitir por amor al prójimo con el que comparto carné me parece poco creíble y mucho menos en un partido político. Eso sí: lo que en el PP llaman acoso, derribo y no sé cuántas cosas más, en la calle lo llamamos “dimite tú para salvarme yo”. Un saludo.

  8. santi permalink
    11 febrero 2009 8:03 am

    En Andalucía Arenas está repitiendo el mismo modelo de respuesta ante la petición de explicaciones. Le han preguntado por la participación de una de las empresas de Francisco Correa en la campaña electoral andaluza de 2004 y dice que no sabe nada y que le preocupa la utilización de la Fiscalía en este caso.En dos palabras, im-presionante, que diría Jesulín.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: