Skip to content

Zapatero realista, Rajoy atado y bien atado

11 febrero 2009

3.207.900 personas. Ése el número de parados en nuestro país. Éste es el inicio de la intervención de un obamizado Presidente Rodríguez Zapatero. Me gustó un comienzo tan contundente, su llamada a la “cooperación nacional” -por cierto, ¿el término nacional es un guiño a la derecha?, ¿no hubiera preferible llamarlo pacto de Estado? – en estos tiempos de crisis y su enésimo aviso de que no se recortarán las prestaciones sociales. Los medios dirán, no sin faltar a la verdad, que no anunció nuevas medidas, con la excepción del recorte del gasto publico. Esos mismos medios, estoy convencido que le reprocharían el caso contrario; si cada vez que fuera al Congreso para hablar de la crisis anunciara nuevas medidas, señalarían el intento de maquillar su intervención con medidas improvisadas e ineficaces.

Si se decide a llevar a cabo una política responsable, si algún día lo decide, nos llama. Con estas palabras se puede resumir el final de la intervención de Rajoy. Naturalmente no aclara los términos de esa política responsable que muy probablemente comportaría el abaratamiento de los despidos, que propugnan los empresarios, y la puesta en riesgo de buena parte de las prestaciones sociales.

Parece obvio que, tal y como está la situación, un acuerdo entre todos es deseable; un acuerdo que incluya a sindicatos, partidos políticos y empresarios. La destemplada, como casi siempre, intervención de Rajoy indica que las voluntades peperas no van por esos derroteros, salvo que el Gobierno haga la política que el PP no debe ni puede hacer, porque está en la oposición, y porque donde gobierna está a otras cosas. La pregunta es, ¿Rajoy está en condiciones de aceptar un pacto con Zapatero? Muchos pensamos que si se diera ese pacto, la jauría mediática e interna lo devoraría.

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. 11 febrero 2009 8:32 pm

    Rajoy está más perdido que un pulpo en un garaje. Y muy solo mediáticamente.

  2. Júcaro permalink*
    11 febrero 2009 10:47 pm

    Prueba de ello es su reacción desaforada ante la torpeza de Bermejo. Parece la respuesta de quien se tiene que agarrar a un clavo ardiendo.

    Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: