Skip to content

Martínez Camino, incienso y abortadero

17 marzo 2009

El cardenal Javier Lozano Barragán, aseguró recientemente que la propuesta de reforma de la ley del aborto en España “atenta contra la misma sociedad” y que es contraria al “bien común”. Sostiene Barragán que el aborto no es otra cosa que “matar a un ser humano”. Ahora es Martínez Camino va mucho más lejos y, en referencia al “bebé medicamento” como ellos llaman al niño que nació para darle la vida a su hermano, afirma que: para llegar a ese fin feliz ha habido que eliminar a otros hermanos. Esto lo dice el mismo día que se inicia la campaña de obispos, linces y bebés. Tras escuchar a este señor me pregunto, si en sus ritos, sólo queman incienso.

El Vaticano es el único Estado que aún no ha firmado la declaración Universal de los Derechos Humanos, que discrimina a la mujer y que en lugar de los usos democráticos se gobierna como una dictadura. Resulta paradójico que aún así se permita dar lecciones sobre lo divino y lo humano. Sobre sus divinas enseñanzas nada que objetar; sobre el resto, todo.

Cuando sobre el aborto hablen estos señores deberían pensárselo dos veces. Siempre que les escucho recuerdo el caso de una conocida. Os cuento. Hace unos años, tras siete meses de gestación, María -pongamos que ese es su nombre- abortó de manera involuntaria. Como católica que era, supongo que continúa con esas ideas, ella y su marido hablaron con el sacerdote de su parroquia para dar cristiana sepultura al nonato. Todas sus gestiones resultaron inútiles, ¿hay algún feto enterrado en los cementerios católicos? Desconozco las argumentaciones esgrimidas por el sacerdote pero el caso es que no fue enterrado tal y como querían sus progenitores.

Indagando ahora sobre el asunto me encuentro esta joya. Se trata de un canon, el 871 del Código de Derecho Canónico, que afirma textualmente: “En la medida de lo posible se deben bautizar los fetos abortivos, si viven.” Me quedo con ese “feto abortivo” y el condicional “si viven”, aunque Martínez Camino en un lenguaje falsario llame ahora hermanos no a los fetos sino a las mismos embriones desechados. Si lo tienen legislado así, sorprende que se refieran al aborto en los términos que lo hacen y que escriban que de aprobarse la nueva ley del aborto España se convertiría en el abortadero de Europa.

Entre el Derecho Canónico y la soflama episcopal hay un trecho. ¿Será que no sólo queman incienso?

_________________________________________________________

Reproducido en dia@dia.net

________________________________________________________________

También escribieron: Sergio Cebrián, RGAlmazán, Ruth Carrasco, Francisco Escobar, Browner, Sara Guisado, Maripuchi, Carmen Montón Giménez, Ángeles Álvarez, Montserrat Boix, Hugo Martínez Abarca, Juanlu González, Animal Político, Carmen, Enrique Meneses,

Anuncios
5 comentarios leave one →
  1. 17 marzo 2009 2:37 pm

    Júcaro, la Iglesia es compleja. Me ha gustado mucho leer el distingo que haces entre el Derecho Canónico y las soflamas de esta conferencia episcopal española secuestrada por curas trabucaires… Por ejemplo, no sé si sabes el caso de una niña de nueve años violada por su padrastro y embarazada de gemelos en Brasil. El arzobispo de Recife ha excomulgado a los médicos y la madre por el aborto, mientras que el Presidente de la Comisión Pontificia para la Vida, el arzobispo Rino Finiscela, lo desautoriza en un bellísimo artículo en el Osservatore romano

    “Son otros los que merecen la excomunión y nuestro perdón, no los que te han permitido vivir y que te ayudaron a recuperar la esperanza y la confianza”, escribe dirigiéndose a la niña. Según el arzobispo italiano, el padrastro que violó a la niña es quien debería haber sido excomulgado. La niña, escribe, “debía ser en primer lugar defendida”, y “antes de pensar en la excomunión era necesario y urgente salvaguardar su vida inocente y devolverla a un nivel de humanidad de la cual, nosotros, hombres de la Iglesia, debemos ser expertos protectores y maestros”.

    Por supuesto, desde la caverna católica española han lanzado el grito al cielo.

    Saludos!

  2. 17 marzo 2009 6:43 pm

    Muy explicativo el ejemplo que nos cuentas sobre esa conocida tuya.

    Ayer por la tarde escuché atentamente la entrevista que le hicieron al obispo -de ultratumbas- Martínez Camino, en el programa “La ventana” de la SER. Algo casi inédito, el que un obispo super pro-pro-pro-COPE, se atreviera a hablar en la cadena de todos los “infiernos”.

    Fue patética su intervención. Justificó lo infustificable, llegó a contradecirse, poniendo en duda la eficacia sobre la imagen del lince; para él, cualquier óvulo concebido (y sin concebir) se puede considerar como una persona humana. Sólo le faltó decir que un espermatozoide también es la mitad de un ser humano.
    Lo más patético fue cuando se dirigía a la entrevistadora y le hacía preguntas inconsecuentes. Careció de la elegancia que se le supone y en todo momento, y no supo convencer absolutamente a nadie. Ni siquiera a sí mismo. Y eso que, esta “eminencia”, tiene “labia” y palabrería para dar y tomar. Incluso sabe hasta latín.

    Disculpa por haberme excedido hablando sobre este individuo.

    ¿ Por qué la Iglesia no dice nunca NADA DE NADA, cuando un gobierno -de sus afines- apoya o promueve una GUERRA en donde la MUERTE de PERSONAS es la prioridad ?

    ¿ Por qué están en contra de algo tan simple y tan fundamental para evitar embarazos no deseados como son los preservativos ?

    No hago más preguntas, porque puedo llegar a ser muy aburrido.

    En fin, que cada día, estos sotaneros desleales retroceden y seguirán retrocediendo. Más, más y cada vez más.

    Un abrazo. Toni Sagrel.

  3. Júcaro permalink*
    17 marzo 2009 9:22 pm

    Theo; había leído algo al respecto y efectivamente en algunos casos la Iglesia muestra una piel demasiado fina, en otros una costra detestable. Ocurre sin embargo que la excomunión es algo que afecta al ámbito católico y aunque la argumentación que esgrimen nos pueda resultar detestable lo que resulta inadmisible es que pretendan condicionar la legislación de todos.

    Con sus fieles que actúen como consideren, allá ellos y sus acólitos pero que nos dejen en paz a quienes ni somos católicos ni tenemos pensamiento de serlo. Que aconsejen a su “rebaño” es comprensible y nada que objetar, pero si entienden que todos formamos parte de ese “rebaño”, se equivocan y tenemos que sublevarnos contra esa apropiación indebida.

    Saludos

  4. Júcaro permalink*
    17 marzo 2009 9:35 pm

    Toni; ¿conoces de algún cementerio católico donde se dé sepultura a los “no nacidos”? Según Martínez Campos los fetos y los embriones son seres humanos y sin embargo, ¿no piensas que es incoherente, con lo que ahora defienden los obispos, el no dar cristiana sepultura a esos “seres humanos”.

    Alguien podría pensar que no se hace debido a la legislación vigente, pero nunca han defendido un cambio al respecto, ni emprendieron campañas informativas, ni convocaron a la protesta ciudadana para que los legisladores actuaran.

    Las preguntas que formulas, y otras, nos las hacemos muchos.

    Un abrazo

  5. Joseba permalink
    22 marzo 2009 11:47 pm

    ¡¡¡No a la violencia de género;
    También NO a la VIOLENCIA DE EDAD!!!
    MATAR NO ES UN DERECHO:
    Lo que es descabellado es que una IDEOLOGÍA NECRÓFILA esté ocupando el Parlamento y Gobierno (y parace que también el Judicial), y nos esté llevando decidida y abiertamente a apostar por la MUERTE y el asesinato de los humanos más indefensos de todos, los que están en las barriguitas de sus madres.
    Es deprimente saber que tengo compatriotas tan cobardes como para justificar la alevosía que conlleva el ASESINATO de menores.
    Igual que la ley de la gravedad no se puede cambiar por mayorías parlamentarias, donde hay un ser humano es imposible negar su existencia por igual mayoría parlamentaria. Cuando los parlamentarios que defienden este GENOCIDIO SILENCIOSO estén cerca de la muerte, habrán de saber que sobre sus espaldas pesan miles de VIDAS SESGADAS por la avaricia y codicia socialista. Millones de mujeres que han matado, se han arrepentido amarga y desconsoladamente cuando más tarde han sido conscientes del CRÍMEN al que el MOVIMIENTO NECRÓFILO le ha achuchado a cometer.
    El ABORTO es la
    DESPENALIZACIÓN,
    LEGALIZACIÓN,
    AMPARO JURÍDICO
    DEL ASESINATO POR CUESTIÓN DE LA EDAD DE LA VÍCTIMA.
    El PARTIDO NECRÓFILO en el Gobierno nos quiere vender la moto de que MATAR es un derecho. Un derecho de la mujer. MATAR no es un derecho, sea cual sea la edad de la VÍCTIMA.
    Es lamentable que sea considerado una “conquista social” el hecho de despenalizar el ASESINATO por cuestión de la edad de la víctima. ¿La próxima “conquista social” cual será, despenalizar el asesinato de los mayores de 60 porque no son 100% productivos?.
    Esto es PROGRESAR, con todas sus letras.
    Esto es lo que nos prometían con su IMPLEMENTACIÓN DEL SOCIALISMO.
    Este es el preámbulo de la decadencia y de la Camboya socialista:
    MATAR, MATAR, MATAR, MATAR, MATAR (y la tentativa de ASESINATO SILENCIOSO MASIVO es tan burda que ni la contínua PERVERSIÓN DEL LENGUAJE de la que la RELIGIÓN NECRÓFILA hace gala puede esconder esta vez sus crueles e intrínsecas intenciones).
    Y es que es necesario alzar la voz por aquellos que por circunstancias de la vida, aún no pueden dejarse oir, y que tal vez nunca les dejen ver la luz del sol, pese a que ya han nacido a la vida.

    Incluso a la PROFETA DE LA MUERTE (y vergüenza de su madre), la señora ministra Bibiana Aído, le deseo lo mejor, y me partiría la cara porque a ella nunca la hubiesen podido MATAR mientras estaba estaba ya viva en la barriguita de su madre. Igual que ella, todos los que vienen por detrás también tienen el DERECHO A VIVIR!!!!
    No hace falta ser católico para respetar la ciencia y defender la vida. Basta con conocer el dato de que el concebido ya está vivo. No dejes que te confundan con artimañas como que esa criatura es inviable: si a ti o a mi nos sacan de nuestro espacio natural, y nos sumergen en el agua o bajo tierra, también nos convertimos en inviables para la vida.
    Síntoma de la confusión a la que nos inducen es que con nuestro propio dinero robado en forma de impuestos, nos lo devuelvan en forma de migajas y condicionado a RENOVAR EL COCHE, O EL FRIGORÍFICO, y cosas así, y en cambio la única “ayuda” que se les da a las madres es MATAR a las criaturas que llevan dentro, convertir su seno en CAMPOS DE CONCENTRACIÓN LEGALIZADOS. Un poquito de por favor…
    El caso es MATAR, a cualquier precio, INSULTANDO, DENIGRANDO, y ATACANDO al que defiende la vida. Seguir con la MUERTE hacia adelante, con CONTUMACIA, a cualquier precio.
    Una vez más, se pone en evidencia la máxima antihumanista:
    ¡¡¡SOCIALISMO O MUERTE, VALGA LA REDUNDANCIA!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: